COVB

Actualidad / Noticias

Nota de Prensa del CCVC sobre el virus del Nilo

14/09/2020

10 de Septiembre de 2020 – 

 

Un caballo asintomático es el primer caso confirmado de virus del Nilo en Cataluña

– Se trata de un potro de la zona de Amposta sin síntomas que no había sido vacunado y que se le han detectado anticuerpos frente al virus

– El virus se transmite por la picadura de los mosquitos en dos direcciones principales: de las aves a los équidos o de aves a las personas.

– Damos todo nuestro apoyo, en este caso, a los veterinarios que trabajan para gestionar y controlar las enfermedades zoonóticas, es decir, las que pasan de animales a personas

 

El Consell de Col·legis Veterinaris de Catalunya y los cuatro colegios oficiales de veterinarios nos hacemos eco de la nota de prensa enviada por el Centro de Investigación en Sanidad Animal (CReSA) del Instituto de Investigación y Tecnología Alimentarias, en coordinación con el Departament de Salut.

El 4 de septiembre se confirmó un caso de virus del Nilo Occidental en un équido a Amposta. Se trata de un potro sin síntomas de la enfermedad, al cual se le han detectado anticuerpos frente al virus y que no había sido vacunado previamente. Se detectó a través del método de vigilancia activa del “Programa de Vigilancia del Virus de Nilo Occidental en Animales” que lleva a cabo el servicio de Prevenció en Salut Animal del Departament d’Agricultura, Ramaderia, Pesca i Alimentació (DARP) y la IRTA, en coordinación con el Departament de Salut.

En este programa colaboran los veterinarios clínicos de équidos y consta de vigilancia activa y pasiva. En la vigilancia activa se toman muestras de équidos sin síntomas. En la vigilancia pasiva se observan los équidos que presentan síntomas sospechosos. Desde el Consell, queremos expresar nuestro apoyo a los veterinarios que trabajan por la gestión y el control de las enfermedades zoonóticas desde los diferentes Departaments de la Generalitat, a la IRTA-CReSA, en investigación o en los laboratorios.

Hay que recordar que los caballos no son una fuente de infección directa. El virus de Nilo Occidental se transmite generalmente por picaduras de mosquitos del género Culex y afecta principalmente las aves. En algunas ocasiones un mosquito infectado a partir de una ave puede transmitirlo a équidos y humanos. La transmisión siempre es de ave a animal o de ave a persona, no de équidos a personas ni entre personas. Por lo tanto, es necesario controlar las poblaciones de los mosquitos que son potenciales transmisores del virus, y es el que se está haciendo desde el IRTA-CReSA.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) considera este virus re-emergente a Europa y emergente en los Estados unidos. Este aumento se ve propiciado por las condiciones meteorológicas en la temporada de transmisión, es decir, en la época del año donde hay más transmisiones o contagios. Los largos periodos de lluvia, seguidos por el clima seco, han propiciado la reproducción de mosquitos, según la OMS.

Cómo afecta a las personas?

La mayoría de las infecciones por Virus de Nilo en humanos son asintomáticas. Tan solo un 20% desarrolla un cuadro clínico, generalmente leve y autolimitado. Se presenta normalmente como un síndrome pseudogripal con síntomas inespecíficos como fiebre, mialgia, fatiga, malestar general, cefalea, exantema maculopapular, vómitos, diarreas y ocasionalmente limfadenopatia.

Los síntomas graves se dan en aproximadamente 1 de cada 150 personas infectadas con el virus. La enfermedad neuroinvasiva (meningitis, encefalitis, parálisis flácida aguda) se desarrolla en menos de 1%, y comporta una tasa de mortalidad de aproximadamente el 10%. Actualmente no hay un tratamiento específico. La mejor prevención es evitar las picaduras de mosquitos: utilizar repelentes de insectos y llevar ropa de colores claros y mangas largas, posar mallas mosquiteres en ventanas y dormitorios. Comprobar regularmente que no hay zonas cerca de la casa que puedan albergar agua estancada donde se reproducen los mosquitos.